Dom. Jul 21st, 2024

Después de las fiestas de fin de año, de la Feria de Cali, del Carnaval de Negros y Blancos, quedan muchas ganas de seguir de festival en festival.


Festivaliar en muchas ocasiones es sinónimo de disfrutar, y muchos por su puesto van a los festivales a escuchar la música y las agrupaciones artísticas que se presentan.  

Sin embargo, muchos también van a conocer sonidos nuevos, personas, gastronomía, estilos, arte, tendencias o incluso, formas de vida que hacen parte una experiencia gratificante, con nuevas y buenas energías.

No obstante, la movida de los festivales en Colombia no es de esta época. En 1970 se organizó un festival con el nombre de Festival de la Vida, este se llevó a cabo en la ciudad de Bogotá y en el año 1971 se realizó en Medellín el «Festival Ancón» , un festival bastante especial.

Ancón impactó a la comunidad tanto externa como a los propios que hicieron presencia.

Ambos festivales fueron tildados de ser “festivales de hippies”, sufrieron el señalamiento y condenamiento de la sociedad, pero los dos festivales fueron cruciales para el desarrollo de una escena nacional rockera donde bien se dieron a conocer bandas como Los Flipper, Los Speakers, Génesis, Siglo Cero, La Columna de Fuego, entre otros.

Siguiendo la línea de ese mensaje aparecen Los Yetis con Llegaron los Peluqueros”, expresando una desigualdad con la autoridad, incluso le cantaron al nadaísmo y a la revolución.

Algunas de estas bandas lejos de sonar como The Beatles (Características que buscaban y que se ve reflejado incluso en su estilo de cabello y de vestir), lo que sí efectuaron y desarrollaron fue un sonido de rock psicodélico mezclado con sonidos de las montañas, un ejemplo de ello Alegre Pescador de Genésis o incluso Joricamba” de Columna de Fuego que además de mezclar el rock y el folflor tenían un mensaje bastante social.

Primer temporada de festivales en Colombia

Los tiempos han cambiado y no sólo se han realizado festivales de rock con mezclas. Con el tiempo hemos conocido festivales para distintos gustos, los hay de metal, de electrónica, de salsa y hasta de reggae.

Hoy las tendencias han cambiado, los estilos musicales y sus exponentes también han hecho parte de una transformación cultural. Una muestra de ello es el uno de los primeros festivales que se realizan iniciado el año, el Festival Jaguar que se llevó a cabo del 3 al 5 de enero en Palomino, La Guajira.

Para esta versión contaron con la participación de Radio Rebelde soundsystem, un proyecto musical colombiano que da a conocer al mundo las músicas populares que ha influenciado al proyecto con sonidos que cuentan la forma de vivir de los colombianos.

Otro exponente importante fue la banda Telebit quienes fusionan su rock con la música electrónica y la música andina. Y por esa misma línea, Los Petitfellas quienes también hicieron parte del  cartel y aunque ellos no mezclan el sonido andino —aún— sí fusionan rock and roll con la rítmica del Hip Hop.

¿Y qué decir de Edson Velandia?… Velandia es la imagen de un poeta nacido en Pié de Cuesta que con su ingenio y su guitarra saca las canciones más versátiles, así lo demuestra cantandoles a la nevera, a la montaña, e incluso con mucha sátira y de manera jocosa a la política.

El listado de artistas sigue, sigue y sigue, mostrando que los sonidos colombianos cambian.

Pasamos de festivales del trópico a festivales de la nevera

El 30 de enero llega el Festival Centro que se realiza hasta el 05 de Febrero en Bogotá. Un festival que está basado en una apuesta revitalizante hacia el sector musical, teniendo en cuenta una oferta de sonidos diferentes, incluyentes y plurales.

La música independiente y aquella realizada en las márgenes del país también encuentran su espacio en este evento.

Uno de los exponentes de dicha descripción son las 1280 Almas, Tequendama, Oh´Laville, Moügli, Durazno, Plu con Pla, Lianna, Mabiland, entre otros.

Siguiendo con la ruta festivalera en Colombia, llega el Jamming Festival 2019 que trae a los Skatalites, Panteón Rococó, Cypress Hill, Molotov, Café Tacvba y no sigo porque es muy tentador el cartel.

El Jamming es un festival de sonidos reggae principalmente pero que varía con subgéneros relacionados. Un festival de la solidaridad  y la sana convivencia que se llevará a cabo el 14 de febrero en Bogotá.

Otro parche que está en la agenda festivalera y que ha ganado posicionamiento es La Solar Festival, un evento de tendencias musicales como Zion y Lennox, Alesso, The Lebron Brothers, De la Ghatto, Providencia y más artistas. Este festival se ganó su espacio en la guía festivalera y se realizará del 1 al 2 de Marzo en Medellín.  

¿Y Estéreo Picnic dónde me lo dejan?

Un mundo distinto regresa el próximo 5, 6 y 7 de Abril, para hacernos acreedores de una nueva religión; el Equisismo.

Aunque el FEP este año ha causado un poco de controversia para algunos, Estéreo Picnic contará con la presencia del Grupo Niche, Arctic Monkeys, Kendrick Lamar, Sam Smith, Tiësto, entre otros artistas que hacen parte del line up y que muestran la diversidad del festival.

Sin embargo, hasta ahí sería la primer temporada de festivales en Colombia, queda esperar lo que se viene con el Festival Colombia Al Parque, Rock Al Parque, BreakFest, Petronio Álvarez, Cusumbo, Altavoz, Hip Hop al Parque, entre otros.

¿Y usted a qué festival se pega?

Autor: Juan Cuesta | @elmillenial