Dom. Abr 21st, 2024

El panorama actualmente en Colombia es que de llegar a aprobarse la Ley de Financiamiento propuesta por el Ministro Alberto Carrasquilla, el sector cultural y artístico, corre el riesgo de ser sepultado.


Desde el año 2011 en Colombia se aprobó la Ley de Espectáculos Públicos donde aquellas boletas que tienen un precio igual o superior a $99.468, pagan un impuesto del 10%. 

No obstante, las boletas de menor cuantía actualmente no tienen ningún tipo de impuesto. 

Esta contribución parafiscal cultural aprobada hace siete años, ha servido para mejorar los escenarios en diferentes municipios del país.

Cabe decir que desde 2012 a hoy, solo se han recaudado más de $104.000 millones por este impuesto, siendo Bogotá, Medellín y Cali los escenarios que más han contribuido con el recaudo.

Estadísticas de la evolución que ha tenido la Ley de Espectáculos Públicos en Colombia
Estadísticas de la evolución que ha tenido la Ley de Espectáculos Públicos en Colombia. [larepublica.co]

Sin embargo, el panorama actualmente en Colombia es que de llegar a aprobarse la Ley de Financiamiento propuesta por el Ministro Alberto Carrasquilla, el sector cultural y artístico, corre el riesgo de ser sepultado.

Dicho de otra manera, para el 2019 los asistentes a un espectáculo público, donde la boleta tiene un costo superior a $100.000, tendrán que contribuir a pagar un impuesto unificado que asciende al 28%, más el impuesto del 10% que los empresarios le pagan a Sayco Acinpro.

De no pagarse, dicha exhibición no se podrá realizar.

Y por si eso no fuera poco, las boletas que tienen un costo menor de $100.000, para 2019 tendrán un IVA unificado de 18% y de 17% para 2021.

Ricardo Leyva, uno de los empresarios de conciertos con más trayectoria en Colombia, manifestó a la emisora La FM lo siguiente.

«Si una boleta vale $100.000, en ‘Tu boleta’ el fee es el 10% más el IVA. Si ahora nos gravan con el 18%, el valor total de la boleta estaría valiendo los 100.000 pesos que digo más el 18% del IVA. Y pagaría un 10%, que es el del Ministerio de Cultura. Adicionalmente se paga 10% , que es el valor de Sayco. Es decir, una boleta tendría un 38% de recargos. Va a ser inviable hacer conciertos en Colombia porque tendríamos que subirle el costo a las boletas y yo no creo que el público pueda pagarlas”.

Hecha esta salvedad, la carga tributaria a la boletería para los eventos públicos, estaría atentando contra la Ley de Espectáculos Públicos.

Cosquín Rock Colombia 2018 / Ph: Cortesía Páramo Presenta.
Cosquín Rock Colombia 2018 / Ph: Cortesía Páramo Presenta.

Por ejemplo, la fundación Delirio, que realiza el show de salsa más reconocido en Colombia, ya siente preocupación por el tema.

Andrea Buenaventura, directora de la fundación, explicó a El País de Cali que la Ley de Financiamiento golpearía el bolsillo de los compradores, cuartando la asistencia del público a los espectáculos.

«Por un lado golpearía directamente el bolsillo de los compradores y por el otro, se desestimularía la asistencia del público a los espectáculos de las artes escénicas, o sea del aforo en los escenarios, cuando es un hecho comprobado que existe, por ejemplo en el Valle del Cauca, un desbalance entre la alta y cualificada oferta cultural y la baja demanda de los diferentes tipos de públicos para asistir a estos eventos en forma permanente».

En consecuencia a este debate, a través de un texto escrito por Carlos Solano, conocido en las plataformas digitales como @laresonancia, la discusión sobre el efecto de la Ley de Financiamiento en la cultura se ha ampliado.

Juanes, Santiago Cruz, Alejandro Marín y Julio Cesar Guzman, ya se suman al sepelio, pues se infiere que la tumba para enterrar al sector cultural, está lista.

¿Y vos te vas a sumar?