Mié. Feb 21st, 2024

El hecho de generar una enorme industria  en todo este siglo, ¿sería el germen actual que ha creado la crisis del cambio climático? 

El mundo ofrece infinidad de maravillas, paisajes y lugares de fantasía llenos de colores y de vida, y el cine es una de esas tantas. Una lectura innegable en imágenes de lo que representa a la sociedad.

Desde el nacimiento del séptimo arte se ha ofrecido toda una experiencia visual que va evolucionando con el tiempo, ¿pero qué aportes puede traer el cine en la sociedad? Cabe decir que dentro de la pantalla grande se puede abordar temas tan importantes como la necesidad de revertir la crisis climática.

Veamos.

La cotidianidad de las escenas que nos muestra la vida, pueden ser plasmadas con grandes ideas y una cámara en mano. Ahí donde nace el cine, dos hermanos nos plantearon en 1895 un cortometraje con una duración de 46 segundos llamado La sortie de l’usine Lumière à Lyon; aquí se abre la ventana a un mundo en diferentes visiones y suficiente para ver una realidad que en aquel entonces era incuestionable, cientos de trabajadores en plena revolución industrial acudían a su rutina para ganarse el pan de cada día. 

Hasta ahí lo analizado.

Pero si hacemos otra lectura después de 125 años, con un tema que puede abordar todo esto desde el inicio, es decir, de esta grabación podemos elaborar una pregunta: El hecho de generar una enorme revolución industrial en todo este siglo, ¿sería el germen actual que ha creado la crisis del cambio climático? 

Aquí ya vamos generando una crítica con un trasfondo necesariamente importante para cuestionar esta era.

Me atrevería a decir que la mayoría de obras cinematográficas tienen como objetivo denunciar problemas sociales y no cabe duda que por este tiempo los diferentes realizadores apuestan por la gran preocupación del cambio climático, aunque cabe destacar que ya desde hace un siglo se venían mostrando películas de esta índole, pero en menor cantidad.

De hecho, en 1922, el cineasta norteamericano Robert J. Flaherty presentó el largometraje Nanuk el esquimal, un film que narra el día a día de un grupo de esquimales que viven en armonía con la naturaleza. 

La película no muestra la vida real de los esquimales en ese momento, sino cómo el director creía que era la representación y la conexión entre la sociedad y la naturaleza, antes que la cultura occidental arrasara con los recursos naturales.

Por supuesto, podríamos destacar cientos de películas que abordan temas como el medio ambiente y el cambio climático, tanto explícitamente como a fondo en un género específico, algunos ejemplos entre ficción y documentales de este subgénero son: Blade runner, Waterworld, El día después de mañana, Mad Max, La última hora, Time to Choose, Interestelar, A Beautiful Planet, The Age of Consequences, Chasing Ice, En busca del coral, Ice on Fire, Geo-Tormenta, Don’t Look Up, A plastic ocean, Una verdad incómoda, Wall-e: Batallón de limpieza y The Age of the Stupid.

Actualmente, el cambio climático es el asunto central en muchos rodajes, los viejos y nuevos realizadores se unen en súper producciones que incluso son premiados en grandes festivales mundiales que abordan el tema ambiental, para citar ejemplos como: Environmental Film Festival, realizado en EE.UU., y el Cinema Planeta, un festival Internacional de cine y medio ambiente.

No obstante, según el Panel Intergubernamental de Cambio Climático de la ONU (IPCC), aún se puede frenar el cambio climático. 

Concretamente desde ahora somos consciente que tenemos 10 años para salvar nuestro planeta, porque después será tan catastrófico como nos muestra el cine.

No tenemos un deber sino una obligación como ciudadanos de aportar y frenar el cambio climático. Hay que hacer una tierra habitable para las nuevas generaciones, un grano de arena puede ser el comienzo de una lista interminable que curará y salvará las especies de la extinción. 

Por lo pronto empecemos a ver buen cine ambiental y despertemos conciencias.

“El cine mismo es un aporte que despierta la conciencia del más olvidado.”

Autor | Edwin Medina
CineSociedad


Deja un comentario